¿Quieres comprar un vehículo de ocasión? Ten en cuenta estos consejos

Consejos para comprar vehículo de ocasión

El mercado de venta de vehículos de segunda mano y vehículos de ocasión (VO) creció en 2016 un 12,3% con respecto al año anterior, según datos del Instituto de Estudios de Automoción (IEA) para la Federación de Asociaciones de Concesionarios de Automoción (FACONAUTO). El mejor precio de este tipo de vehículos anima a los compradores a decantarse por el mercado de ocasión a la hora de elegir su medio de transporte. Pero, para que todo salga bien y no nos encontremos con sorpresas inesperadas, es recomendable seguir una serie de pasos que aseguren que el coche usado que adquirimos cumple con todas las garantías. Hoy vamos a conocer mejor este mercado y os daremos unos consejos para comprar seguros.

¿Qué ventajas tiene comprar un vehículo de segunda mano?

El ratio de ventas vehículo usado frente a nuevo es de 1,7 a 1, aunque es una cifra alejada aún de otros grandes mercados europeos, donde el mercado de ocasión goza de mayor popularidad. Aun así, ¿cuáles son los motivos que llevan a un comprador a adquirir un coche de segunda mano en lugar de uno nuevo? Según todos los expertos, la razón principal es el precio, aunque hay otros motivos. Veamos cuáles:

  • Precio: como decíamos, un vehículo de ocasión o de segunda mano siempre va a ser más económico que uno nuevo. De hecho, según un estudio de la empresa de valoración de siniestros Audatex, nada más salir del concesionario, un coche pierde el 18% de su valor residual y, a los 4 años de vida, ya habrá perdido el 50%. Así pues, la adquisición de un vehículo usado nos permite invertir menos dinero o, incluso, poder acceder a un vehículo de una gama superior con el presupuesto de que disponemos.
  • Sin esperas: en un porcentaje alto de los casos, adquirir un vehículo nuevo supone tener que esperar para disponer de él porque no se encuentra en stock o porque los trámites burocráticos (matriculación, etc.) llevan un tiempo. Los vehículos de segunda mano presentan la ventaja de la inmediatez.
  • Menos impuestos a pagar: la compra de un coche nuevo implica que tenemos que pagar el 21% de IVA, mientras que, en el caso de uno de segunda mano, si lo compramos a través de un particular, sólo tendremos que hacer frente al impuesto de transmisiones, que se sitúa entre el 4 y el 8%, dependiendo de la Comunidad Autónoma donde realicemos la operación.
Consejos para comprar vehículo de ocasión

Guía para comprar un vehículo de ocasión

Enumeradas estas ventajas, si te has decidido por adquirir un vehículo de ocasión, te dejamos esta pequeña guía con consejos a seguir para comprar con garantías.

1º Lleva a cabo un trabajo previo de documentación.

¿Qué significa esto? Pues, en primer lugar, que definas claramente tus necesidades y no te dejes llevar exclusivamente por las ofertas que ves. Plantéate qué tipo de coche necesitas y qué tipo de vehículo o qué modelos se adaptan mejor a dichas necesidades.

Una vez definido el tipo de vehículo que quieres, haz un estudio de cómo está el mercado, qué valor tiene ese vehículo nuevo y cómo se ha ido depreciando con el paso de los años. Y, por supuesto, al igual que harías con cualquier otra compra, compara los precios que ofrecen los concesionarios por los modelos.

2º ¿Particular o concesionario?

La siguiente duda que se te puede plantear es si es mejor comprar tu vehículo usado a un particular o a un concesionario. Ambas opciones tienen ventajas e inconvenientes que deberás valorar antes de tomar una decisión.

Si sólo valoras el precio, es probable que el precio de compra a través de un particular sea algo más barato que en un concesionario, pero hay que tener en cuenta más factores. Por ejemplo, la garantía. ¿Tengo la misma garantía comprando a unos o a otros? La respuesta es no. La Ley de Garantías en la Venta de Bienes de Consumo se aplica exclusivamente a los concesionarios y asegura hasta 1 año de garantía desde la fecha de la venta. Es decir, el concesionario garantiza que ha vendido ese vehículo en buen estado. Si en ese periodo descubrimos que no es así, podemos recurrir contra el vendedor a través del arbitraje de Consumo. En el caso de la compra a un particular, sólo se aplica el Código Civil, que exige que el vehículo se entregue sin ningún tipo de carga, gravamen o defecto oculto. En tal caso, se puede reclamar dentro de un periodo de 6 meses desde la fecha de compra-venta pero es necesario hacerlo a través de demanda judicial y, en el caso de un defecto del vehículo, el comprador deberá demostrar que era anterior a la compra.

En cualquier caso, lo mejor antes de comprar un vehículo de ocasión, es solicitar un informe independiente que valore el estado real del mismo y que permita seguir adelante con la operación con mayor tranquilidad para ti. Por ejemplo, nuestra certificación Certiauto verifica hasta 120 puntos del vehículo, emitiendo un informe y un documento acreditativo sobre su estado. Lo pueden solicitar particulares o concesionarios y supone una garantía para el comprador.

3º Inspección exhaustiva del vehículo

Una vez hayas tomado la decisión de qué vehículo comprar y dónde adquirirlo, tendrás que llevar a cabo una exhaustiva inspección del mismo, tanto interior, como exterior, así como la mecánica y el kilometraje.

Consejos para comprar vehículo de ocasión

Desde el punto de vista interior, hay detalles que hacen que el coche pierda valor y puedas “regatear” el precio. Por ejemplo, que la tapicería no se encuentre en buen estado o que haya elementos del interior del vehículo (reposabrazos, agarraderas, salpicadero, etc.) rotos. Lo mismo ocurre con el exterior, si hay abolladuras, roces en la pintura, llantas o ruedas en mal estado, o el parabrisas rajado, el valor será menor.

En cuanto a la mecánica, los principales puntos de revisión para comprobar que el vehículo está en buen estado son la caja de cambios, los frenos, el sistema de escape, el estado del motor, el radiador, los sistemas de aire acondicionado o climatizadores, el aceite, el panel de instrumentación, las luces, las suspensiones, las luces, etc.

Una vez más, si optáis por solicitar una certificación independiente como Certiauto, serán los técnicos de CYSDA los que se encarguen de llevar a cabo dicha revisión, haciendo especial hincapié en el sistema de frenos, alumbrado y señalización, sistema de dirección, carrocería, ejes y suspensión, acondicionamiento exterior, sistema de transmisión, ruedas y neumáticos, compartimento motor y acondicionamiento interior.

4º Documentación del vehículo

Comprar un vehículo de ocasión en un concesionario tiene otra ventaja añadida y es que ellos se ocupan de llevar a cabo todos los trámites burocráticos necesarios para disponer de la documentación en regla. Pero, si optamos por una compra-venta particular, todos esos trámites correrán por nuestra cuenta.

En ese caso, lo primero de todo será pedir un informe de antecedentes del vehículo en la Dirección General de Tráfico, rellenando un impreso que puedes descargar aquí y entregándolo en una Jefatura de la DGT. Ese documento nos permitirá averiguar:

  • Titularidad del vehículo.
  • Datos técnicos.
  • Número de titulares anteriores.
  • Situación administrativa (si está autorizado para circular).
  • Fecha de caducidad de ITV.
  • Cargas o gravámenes que impiden la transmisión del vehículo.

También tendremos que realizar un contrato de compra-venta del vehículo y tramitar el cambio de titularidad del mismo que, una vez más, se lleva a cabo en la DGT y cuyo impreso puedes descargar aquí.

5º Prueba del vehículo

Antes de cerrar la compra, pediremos al vendedor poder hacer una prueba del vehículo, con el fin de verificar que el funcionamiento es correcto (si puede ser acompañado de un mecánico de confianza, mejor). Y procuraremos hacerlo en diferentes escenarios, con el fin de ver cómo se comporta por ciudad y por carretera.

Unos consejos finales

Por último, unos consejos finales, algunos de ellos de sentido común, pero que nos evitarán sustos.

  • Desconfía de los súper-chollos: como dice el refrán, nadie da duros a cuatro pesetas, así que, si alguien te ofrece un coche con un precio completamente fuera del mercado, hay muchas posibilidades de que haya algo raro detrás.
  • Plantea todas las dudas que tengas al vendedor: se trata de una inversión importante, así que… no tengas prisas y resuelve todas tus dudas antes de lanzarte a los trámites. Una vez hecho, tómate un tiempo de reflexión antes de dar el paso.
  • Examina exhaustivamente toda la documentación del vehículo y pide el libro de revisiones para poder comprobar qué averías ha sufrido.
  • Lee detenidamente el contrato antes de firmarlo, con el fin de evitar malentendidos.
Si te ha gustado el contenido, compárteloShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter